Hemos observado que está utilizando un navegador no compatible. Es posible que el sitio Web de TripAdvisor no se visualice correctamente.
Los siguientes navegadores son compatibles con nuestro sitio:
Windows: Internet Explorer, Mozilla Firefox, Google Chrome. Mac: Safari.

La Antigua Casa de Brigit

Bolivar 660 | San Telmo, Buenos Aires 1066, Argentina
La Antigua Casa de Brigit
Escribe una opinión Lan arrow

84 opiniones de viajeros

Calificación de viajeros
    75
    5
    3
    1
    0
Opiniones para
8
46
16
2
Resumen de calificaciones
  • Ubicación
    4,5 de 5 estrellas
  • Calidad del descanso
    4,5 de 5 estrellas
  • Habitaciones
    5 de 5 estrellas
  • Servicio
    4,5 de 5 estrellas
  • Mejor precio
    4,5 de 5 estrellas
  • Limpieza
    5 de 5 estrellas
Fecha | Calificación
  • Alemán primero
  • Español primero
  • Francés primero
  • Inglés primero
  • Italiano primero
  • Japonés primero
  • Cualquiera
  • Lo más reciente en español
Español primero
Hay nuevas opiniones acerca del La Antigua Casa de Brigit
Ver las opiniones más recientes

30 fotos de este hotel

Fotos de los viajeros: Mira qué vieron los viajeros como tú

Visto
Todas las fotos de los viajeros (25)
Visto
Habitación (2)
Visto
Vista desde la habitación (3)
Visto
Hotel y alrededores (3)
Visto
Otros (17)

Fotos de la gerencia: Cortesía del gerente del establecimiento

Visto
Todas las fotos de la gerencia (5)
Visto
Hotel y alrededores (1)
Visto
Habitación (2)
Visto
Vista desde la habitación (1)
Visto
Otros (1)
Hoteles que posiblemente te gusten...
Llegada Salida
Precio de tu estancia

Alojarse en Montserrat

Perfil de los alrededores
Montserrat
Como parte del barrio histórico de Buenos Aires, Montserrat se caracteriza por los eventos históricos que aquí sucedieron y los puntos de referencia que han resistido el paso del tiempo. La Plaza de Mayo se encuentra en el centro de esta conexión con la historia: innumerables manifestaciones públicas recorrieron esta plaza durante la Revolución de Mayo de 1810. Caminar por las calles de Montserrat nos permite imaginar el aspecto de Buenos Aires en el pasado: el Cabildo nos devuelve a finales del siglo XVI mientras que el Palacio Barolo y las cafeterías tradicionales nos transportan a principios del siglo XX. Actualmente, todos los días la zona está repleta de oficinistas, autobuses y taxis, lo que no impide que las calles adoquinadas, las estrechas aceras y las estaciones de metro de la década de 1910 nos recuerden que estamos rodeados de historia allá donde miremos.

Servicios